Seamos claros: las segundas partes siempre cargan con un estigma. Y debemos tener claro que las segundas partes, sobre todo cuando hay una trilogía planeada, suelen ser transiciones cuya misión es enriquecer la historia, los personajes y las situacio...